viernes, 24 de octubre de 2008

Una Europa comienza a adelantar a la otra

Lo que me gusta de Sarkozy es que es creativo, tiene ideas nuevas y las intenta llevar acabo. Aunque a veces fracasa en ello.

El 12 de Octubre se reunieron los ministros de Economía y los Primeros Ministros/Presidentes de la Zona Euro más del Reino Unido. Esto no suele ocurrir. Lo normal es que se reuna el Consejo Europeo (todos los Primeros Ministros de toda la UE) o el Eurogrupo (Ministros de Economía de la Zona Euro), pero no la suma de los dos más los británicos. Todo idea de Sarko.
Claro que la pregunta que se hacen en la Vanguardia es buena: ¿Qué hubiera pasado si la crisis hubiese estallado cuando un país pequeño, que no está en el Euro y encima euroesceptico, como la República Checa, hubiese sido el Presidente de la UE? ¿Y la Guerra entre Rusia y Georgia? ¿Hubiese jugado el papel que ha jugado Francia? No, claro. El problema es que los checos recibirán la Presidencia el 1 de Enero. Y para hacernos una idea de como es su Presidente, Vaclav Klaus, el tío se ha negado a firmar el Tratado de Lisboa y rechaza que haya una bandera de la UE en los edificios oficiales.

Y si los checos son euroescepticos, Sarko se hace checoesceptico. De pronto se saca de la manga otra idea: ¿Y si volvemos a hacer eso de reunirnos Presidentes y Ministros de Economía del Euro (más Británicos, no olvidemos a Brown, héroe de la partida)? Y si los demás (y sobre todo Merkel) quieren, Sarko se ofrece para ser Presi de esa nueva cosa.
Esa Nueva Cosa puede ser el futuro de Europa. A esa Nueva Cosa Sarko lo llama "Gobierno Económico". Y con una difunta Constitución y un Tratado Lisboeta que si ya le costaba levantarse se le ha caído el armario de la Crisis encima, la UE podía estar paralizada un década más.

¿La UE está paralizada? Muy bien, que Irlanda, Suecia o República Checa sigan dudando. Los países del Euro seguiremos adelante y que ellos se suban a nuestro tren cuando quieran. Y a eso desde los años 70 se le llama "Europa de dos Velocidades", una que va más rápido (Zona Euro) y otra más lenta (el resto, incluídos países como Suiza que no son de la UE pero sí participan de Schengen, por ejemplo).

Para muchos el "No" irlandés era un claro síntoma de que la UE debía tomar el carril de las dos velocidades y desprenderse de lastres como el veto. Sólo hay un problema: Merkel sólo entiende una Europa unida, nunca a dos velocidades. Veremos qué pasa...

1 comentario:

Diana dijo...

Sarko quiere ser el presidente del mundo entero...y hay que tener cuidado con "el maridito". Yo todavía no sé si me cae bien o mal, pero creo que España va a salir perjudicada en algún momento, y si no...al tiempo

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails